Lifestyle

Preparando mi comida favorita

Quizás tú eres de las personas que les gusta cocinar o pasar tiempo inventando nuevos platillos para deleitar a la familia y amigo con especiales sabores, hermosos colores. Para mí, es todo lo contrario pero aún así sigo preparando mi comida favorita.

Ha sido muy difícil ser amiga con la cocina, en sí soy un desastre cocinando, pero lo intento. A veces considero que soy floja para cocinar, que no tengo tiempo después del trabajo pero sigo intentando de ser la “BEST FRIENDS” de la cocina.


Obligada hacer la BFF, de la cocina

Desde que me uní a la familia Taylor, me vi más que obligada a pasar tiempo completo en la cocina. Primero siendo la asistente de Josh para poder descubrir los gustos de casa uno. Solo seguía instrucciones del chef familiar.

Muchas veces no me gustaba lo que estaba cocinando pero aun debía estar siguiendo los pasos a la perfección. Hasta que llego el día que menos quería, el que traté de evitar por mucho tiempo pero aun así me tuve que hacer cargo de la cocina.

Fue un largo camino para sentirme mas cerca de la cocina pero aun así, preparo mi comida favorita de una forma única que de seguro té sorprenderá. Son sólo 10 simples pasos para mi, pero para ti puede ser super rápido si es que tiene suerte en el paso número cinco.


Preparando mi comida favorita en un día perfecto

  1. El primer paso es uno de los más complicados para mí. Levantarme.
  2. Ya cuando estoy completamente despierta, me voy a bañar. Al terminar, me visto y me maquillo. ¡Lista para tener un excelente día!
  3. Ahora me dirijo a la cocina pero no a preparar mi comida favorita si no que ¡Un coffee! Y por supuesto que con azúcar chilena, mis padres siempre me envían mi endulzan favorito por montones.
  4. Luego de deleitar un sabroso café “chileno“, dejar mi taza en el diswasher, porque la verdad es que no lavo ese tipo de cosas, solo las ollas. Me pongo a buscar las llaves del auto y obviamente gritar a Josh para que se apure. 
  5. Mientras espero a Josh, tomo mi celular y me pongo a buscar el McDonald más cercano, bueno ese depende del lugar en el que estemos. Si estamos en casa, ya me sé el camino. 
  6. Cuando ya tenemos definido la dirección. Nos peonemos de acuerdo de quién manejará esta vez. ¡Y nos vamos!
  7. Al llegar al local, esperamos nuestro turno y pido que preparen mi comida favorita. ¡Papas fritas! Pero no cualquieras, deben ser hechas por mamá o del McDonald. Claro, mi madre esta en Chile así que al menos me queda la segunda opcion. 
  8. Obviamente al hacer la orden, no es gratis. Así que me hago a un lado y dejo que Josh pague. 
  9. Este es el peor momento de mi vida… esperar a que lleguen con mi comida favorita. ¡Que llegue pronto! Es lo único que me repito una y otra vez en mli mente. 
  10. Es el mejor momento de mi vida, cuando ya llega la comida a mesa o llaman el número que me toco. Eso depende del local.

Ahora si, ¡A comer! Este proceso se puede repetir las veces que quieras sobre todo desde el paso número 7 al 10. Claro que no debes olvidar ir acompañada de alguien para que en el paso número 8 no te toque pagar a ti.

Preparando mi comida favotita

Buena suerte con eso.

Claro que también debes tener en cuenta que cuando los pantalones no te queden buenos o los sientas un poquito mas apretados deberas salir a caminar o ir al gimnasio para bajar esas papas fritas soñadas. 

Que tengan una hermosa semana, cuéntenme en los comentarios sobre tú comida favorita, los leo.

No te olvides de: 

Visitar mis redes sociales como InstagramFacebook y Pinterest.

Leer mi último post:  El celular de Jane

Facebook Comments

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: